Con el doble voto de la Presidenta, el oficialismo impuso su proyecto para aumentar las tasas

0
Publicidad


En la primera Sesión Extraordinaria del año, el Concejo municipal debió recurrir al voto calificado de su presidenta, Andrea Ochat, para definir el aumento de la Unidad de Cuenta Municipal (UCM), parámetro que regula el valor de los tributos locales.

Es que la propuesta remitida por el Ejecutivo se topó con un dictamen elaborado por el flamante bloque de Juntos por el Cambio, en consonancia con lo que ese espacio político viene proclamando en las discusiones parlamentarias de orden nacional y provincial respecto de la necesidad de morigerar la carga impositiva.

En concreto, el oficialismo había propuesto un aumento del 30 % para el primer trimestre y otras tres actualizaciones del 5 % cada una a lo largo del año. Con ese cálculo, los tributos terminarían el presente ejercicio con una suma escalonada superior al 55 %, lo que fue foco de los principales cuestionamientos por parte de la oposición.

En tanto, desde Juntos por el Cambio coincidieron en la necesidad de ajustar las tasas, pero rechazaron un incremento tan severo para el primer segmento. La propuesta comprendía un aumento escalonado total del 44 %, con un tramo inicial del 15 % y una cláusula “gatillo” para el último, en caso de ser necesario.

Curiosamente, el bloque del PDP, con la única participación de la concejala Bugnon de Porporatto dada la ausencia con aviso del edil Horacio Bertoglio, se abstuvo de acompañar cualquiera de los proyectos, argumentando su preferencia por una posición intermedia. Ante la paridad, el doble voto de la presidencia terminó por convalidar la propuesta oficial.

Argumentos

“Reconocemos la necesidad de recursos que tiene el municipio, pero entendemos que la fuente de financiamiento no puede estar centrada en cargar aún más sobre los contribuyentes”, señaló la edil Giusti que participó de la sesión en modo virtual. Giusti pidió revisar la calidad del gasto y buscar líneas de financiamiento saludables para impulsar el trabajo y la producción. Y finalmente reclamó que el aumento en los tributos vaya en línea con una mejora en la prestación de los servicios.

En el mismo sentido, su compañero Santiago Dobler puso foco en la necesidad de controlar el déficit fiscal y enfatizó que “la solución es atacar el gasto público, opción que no he escuchado como alternativa en todo este tiempo”. Y remarcó: “No creemos en la chance de desfinanciar al municipio, porque sabemos que hay números que se pueden ajustar para recuperar esas diferencias”.

Por su parte, la concejala Alejandra Bugnon de Porporatto también apuntó contra el Ejecutivo, sentenciando que “hay erogaciones que se pueden reducir, dejar de proponer proyectos ambiciosos que generan gastos innecesarios”. Y pidió aumentar la eficiencia y reducir las contrataciones.

En tanto, la concejala Andrea Ochat remarcó su postura de contar con un Estado presente ante una situación de extrema gravedad social y, especialmente, para poder cumplir con las obligaciones que vendrán tras las paritarias municipales. “El aumento es necesario e impostergable”, señaló la presidenta y aclaró que no se hicieron ajustes durante los últimos meses atendiendo la situación de pandemia.

Presupuesto aprobado, pero con cuestionamientos

En la misma sesión, el cuerpo deliberativo aprobó de manera unánime el proyecto de Presupuesto para el presente ejercicio, que quedó fijado en la suma de $ 2438.550.070,91, aunque no faltaron los reclamos hacia la administración municipal.

La edil demoprogresista remarcó que “evaluamos cada partida para evitar un presupuesto inflado, en el que se diluyen gastos, como el de personal, uno de los más importantes”. Y señaló que quedan pendientes acciones para sumar tierras con destino a la producción, modernizar la planta de maquinarias y destinar recursos para mejor la gestión ambiental. “Necesitamos mayor información y consenso para evaluar estas acciones sin premura”, cuestionó.

En tanto, desde Juntos por el Cambio, también cargaron contra la administración municipal por el gasto en personal, señalando que se destinarán unos 400 millones de pesos en sueldos, y recriminaron la poca información brindada por el Ejecutivo para justificar esas erogaciones. También cuestionaron algunas supuestas inequidades en la asignación presupuestaria, como la que irá para la Escuela Agroecológica, en desmedro de otras que deberían ser priorizadas.   

Nuevo régimen tributario

Al inicio de la sesión, el cuerpo legislativo también aprobó un nuevo Régimen Tributario Municipal, que simplifica cánones y genera una serie de beneficios para contribuyentes cumplidores y de categorías impositivas menores.

Comentá con tu usuario de Facebook
Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here